En OLIMPO deseábamos elaborar una nueva gama limitada de vinos especiales y seleccionados elaborados a partir de uvas de viñedos propios muy cuidados. Creemos que éste es el principal punto de partida para un resultado real de alta calidad.

 

 Las uvas son seleccionadas en su punto exacto de maduración. Gracias a la proximidad a nuestra Bodega, son trasladadas inmediatamente, a baja temperatura, manteniendo su extrema frescura en el momento de la descarga.

 

 

De la manera más tradicional, las uvas fermentan por separado, en tanques de pequeña capacidad. La vigilancia es constante y las operaciones precisas, en tiempo y fieles a las directrices de Pepe Hidalgo, afamado prescriptor.

 

Oscuridad, silencio y madera de roble francés. Tres sencillos ingredientes que aportan a los vinos aromas, sabores y el carácter de crianza mientras reposan en barricas de roble de 225 litros.

 

El resultado